miércoles, 26 de noviembre de 2008

Para Martins Campanita


Hola querida:


Estube leyendo y releyendo tu mail. La verdad que me encanto y por momentos senti que lo mismo podría haber escrito si ese mail fuese de mi autoria.

La felicidad de otros es un hermoso tema para que abordemos, para que pensemos porque no soportamos el dolor ajeno. No se trata de hacerlos felices, solo de calmar su dolor, de brindarles todo lo que tenemos para que puedan superarse. También me identifico cuando me pones que no podes pasar de largo sin tratar de ayudar al mas vil de los seres. Y en que no soñas con ser la mujer maravilla sino con con el Hada que llevas dentro. Pero te tengo dos noticias buenas noticias: no hay mundos donde estrellarse ni se acaban nuestros super poderes.

Te dedico con todo mi cariños las reflexiones que tu mail me genero. Ahi va.

1- Creo que para nosotros la felicidad consiste en crear un mundo bonito, me emociona una sonrisa al pasar, una pareja que se mira con amor, y hasta dos ancianos que se toman de la mano por la calle como si fuesen niños todavia. Creo que internamente conocemos que el camino mas fascinante en que podemos vivir es en el del servicio a nuestro projimo, porque aunque muchos no nos entiendan es lo que nos causa nuestra felicidad. Crear, soñar e imaginar soluciones que se efrenten con la tristeza del otro, a sus carecias y darles herramientas para que revivan, para que sean las personas que siempre debieron ser; eso nos da placer, nos hace sentir plenos, pero por sobre todo seres útiles y vivos. Un cúmulo de amor que intenta abrirse en nuestro interior como la lava del volcán en erupción. Lava que intenta consumir lo injusto, lo que es contrario a las manifestaciones que Dios tiene para con nosotros. Querida Martins a pesar de que me asusta sentir así, no veo en ello nada malo. Creo que es un Don maravilloso que vamos a tener que empezar a trabajar.

2- Muchas veces me preguntan como puedo hablar todavía con algunas personas que en mi vida no hicieron mas que traerme dolor y sufrimiento, que fueron viles conmigo, con mi entorno. La respuesta es sencilla, no siento rencor, simplemente eso, de vez en cuando alguna rabieta que me hace ensordecer a quienes viven conmigo, pero en el fondo ese dolor que me producen se desvanece, siento pena de no haber sabido como ayudarlos o convencerlos de que hay un camino mucho mejor que el que viven. Vos crees que una persona que vive causando dolor es feliz?. Yo creo que hasta el mas vil de los seres solo puede ser tocado en su corazón por el amor...(Y si lo desea en su corazón sinceramente lograra su transformación). Fijate que el mas feo de los gusanos se convierte en una hermosa mariposa.

3- Pienso en las mujeres maravillas de hoy en día y no las veo asi, correr en pos de perfecciones superfluas, siempre atras de la eterna juventud, ser la mejor madre y esposa, exitosa profesionalmente,el trabajo, perseguir un cuerpo 10 buscar todo eso como respuesta a modelos establecidos, corriendo y corriendo en busca de una aprobación que no llega, al menos de la forma que uno desearia, me hace pensar en la nueva esclavitud del milenio, cultivar belleza que se pierde con los años. Fijate algo, las mujeres maravillas son jovenes y hermosas, yo le digo la peligrosa cultura de las Princesas, pero esa belleza perece en el tiempo. Y cuando esta pasa quedan vacías.

4- No hay mundo donde podamos estrellarnos, porque si comprendemos que lo que brindamos es por placer, por elección, cuanto mas demos mejor nos sentiremos, porque si bien las respuestas de nuestros seres queridos (conocidos o no), nos llegan en forma positiva o negativa, es nuestra realidad interna la que debe imperar. Y en nuestra propia realidad de aceptarnos y querernos como somos podemos lograr que no haya en el mundo un lugar donde golpearnos sino situaciones que nos permitan crecer.

5- Los superpoderes nunca se acaban, solo que las lágrimas a veces hacen que los perdamos de vista. Tus superpoderes y de todos los que sufrimos o nos beneficiamos con este sindrome son inagotables porque provienen de nuestro creador. Nuestros superpoderes son la sensibilidad, el amor, la tolerancia, la comprensión, el perdón, el poder ver cosas hermosas donde otros ven el vacio, la imaginación y los sueños.

NO TE OCULTES MAS... Busca otras hadas, busca a quien merezca tu ayuda, a quien corresponda con tu forma de ver la vida.

Tal vez sindrome de campanita sea el aspecto negativo, Que te parece si empezamos a pensarlo como un Don.

Sera cuestión de que la proxima vez que suene nuestra campanita interna, miremos primero que podemos dar, evaluar a quien esta en peligro y dicernir el limite en que podemos brindar ayuda.

Tene en cuenta que la luz no sigue a la tiniebla, La luz la llena y lo contiene. Lo inverso seria una campanita desvastada tendiente a desaparecer...

Asi que a sacudir las alas y desempolvar la varita, la mejor sonrisa la merece quien no creo

Hasta Pronto!!!

3 comentarios:

Claudia dijo...

me reemocionaron tus palabras campanita, aunque se las hayas dedicado a Martys(peligro: amiga celosa jajajajajajaj)
De verdad veo una superacíón del síndrome de campanita, a través del rescate de lo bueno y el trabajo sobre los límites, como vos dijiste, debemos evaluar, antes de actuar. Ayudar y poder hacerlo es un don, un don que además produce felicidad en uno mismo.
Yo sé que tus palabras coinciden totalmente con lo que sos amiga. Por eso te digo a Martis y a vos. A volar campanitas!

Martis dijo...

Sencillamente hermoso, voy a leerlo con más calma y te escribo, un abrazo gigante

Berenice dijo...

me has hecho pensar y mucho. Muy bueno tu blog.